Aviso:

Estamos realizando tareas de mantenimiento en nuestro servidor. Puede experimentar problemas de acceso temporal durante este tiempo.

Enfoque de Investigación: Un Resumen Semanal de Nuevas Investigaciones de la Comunidad de NIDILRR

Una Nueva Actividad de Evaluación Similar a Videojuego Puede Medir Fácilmente las Habilidades de Procesamiento de Información Social en Niños con Trastornos del Espectro Autista

Un estudio financiado por el Instituto Nacional de la Investigación sobre la Discapacidad, Vida Independiente, y Rehabilitación (NIDILRR, por sus siglas en inglés).

Las personas con trastorno del espectro autista (TEA) pueden tener dificultades para procesar y responder a las señales sociales. El procesamiento de información social (SIP, por sus siglas en inglés) es la habilidad de comprender y razonar a través de situaciones sociales desafiantes, como situaciones de conflicto. Los niños que tienen dificultades con SIP pueden tener problemas para hacer y mantener amigos, pueden ser propensos a un comportamiento agresivo, o pueden convertirse en sujetos de la intimidación. Identificar y comprender estas dificultades puede ser el primer paso para ayudar a los niños con TEA a desarrollar sus habilidades para resolver problemas y administrar mejor las relaciones sociales. Los consejeros y terapeutas pueden usar instrumentos como cuestionarios y entrevistas para evaluar las habilidades SIP de un niño, pero algunos niños pueden tener dificultes para imaginarse o visualizarse en situaciones sociales desafiantes. En un reciente estudio financiado por NIDILRR, los investigadores probaron una nueva actividad de evaluación similar a un videojuego diseñada para medir las habilidades SIP de niños. Querían descubrir qué tan bien la evaluación midió las tendencias de respuesta de los niños a través de diferentes escenarios, y si podía discernir las diferencias SIP entre los niños con y sin TEA. Los investigadores también querían descubrir cuan fácil era la evaluación para que los niños la utilizaran.

Los investigadores inscribieron a 50 niños entre 8 y 12 años de edad en un estudio para probar una evaluación animad, basada en un avatar, y llamada Entorno Virtual para el Procesamiento de la Información Social, o VESIP (en inglés) por sus siglas en inglés. Veintiuno de los niños tenían TEA, mientras que los otros 29 no tenían un diagnóstico clínico. Todos los niños completaron la nueva evaluación, ya sea en su escuela o en un sitio de pruebas clínicas, y luego respondieron a preguntas sobre cuán fácil era de usar y cuánto lo disfrutaron.

VESIP utiliza una evaluación tridimensional, animada, y basada en un avatar para sumergir al usuario en un entorno escolar simulado, donde el usuario debe interpretar y resolver conflictos interpersonales. Al comienzo de la evaluación VESIP, cada niño creó un personaje del juego que fue personalizado para que coincida con su género y etnicidad. Luego, cada niño completó diez escenarios interactivos en que su personaje se encontró en una situación social desafiante. Por ejemplo, en un escenario, otro niño tomó la última porción de la pizza favorita del personaje. Para cada escenario, los niños respondieron a siete preguntas de opción múltiple o escala deslizante usando el mouse de la computadora: (1) “¿qué quieres hacer?”; (2) “¿Cuán seguro estás de que puedes hacer es?”; (3) “¿Qué acaba de suceder?”; (4)“¿sucedió por accidente o intencionalmente?”; (5) “¿Qué tan malos fueron?”; (6) “¿Cómo te sentiste cuando sucedió eso?”; y (7)“¿cómo quieres que salgan las cosas?”. Las respuestas a estas preguntas se usaron para medir componentes correspondientes de SIP: las interpretaciones del problema por parte del niño (por ejemplo, por qué tomaron la última porción de pizza); la interpretación del niño del intento del otro personaje (por ejemplo, fue por accidente o intencionalmente); la reacción emocional del niño (por ejemplo, qué tan malo veía el niño al otro personaje y como se sintió el niño); los objetivos del niño para resolver la situación, (por ejemplo, querer resolver las cosas, tomar represalias contra el otro personaje, o evitar la situación); la solución preferida del niño (por ejemplo, hablar con el otro personaje, involucrar a un adulto, alejarse, o responder agresivamente); y la autoeficacia del niño (por ejemplo, qué tan seguro estaba el niño de que podría llevar a cabo una solución preferida). Las respuestas se calificaron de modo que se dieron más puntos para una respuesta social positiva (por ejemplo, querer resolver las cosas), mientras que se dieron menos puntos para una respuesta agresiva, evasiva, o “no sé”. El VESIP tomó aproximadamente 40 minutos para que cada niño lo completara.

Los investigadores encontraron que el VESIP midió las tendencias de respuesta de los niños en todos los escenarios, ya que las respuestas de cada niño tendían ser similares en los diez escenarios. Cuando los investigadores compararon las respuestas entre los niños con y sin TEA, encontraron que los niños con TEA tenían un puntaje más bajo que los niños sin TEA en el VESIP en total, así como en las preguntas de determinación de metas y solución. Esta diferencia en SIP entre niños con y sin TEA, medida por el VESIP, fue consistente con otros tipos de evaluaciones SIP. Específicamente, los niños con TEA tenían más probabilidades que los niños sin TEA a preferir alejarse del conflicto en lugar de tratar de resolver las cosas, y los niños con TEA también tenían más probabilidades que los niños sin TEA de seleccionar la respuesta “no sé” a las preguntas “¿por qué sucedió esto?” y “¿cómo quieres que salgan las cosas?”.

Los investigadores también encontraron que VESIP era fácil y agradable de usar para los niños. La mayoría de los niños calificó a VESIP como "muy fácil" de usar. Los niños con y sin TEA apreciaron poder diseñar sus personajes y dijeron que podían relacionarse con las situaciones retratadas en el programa. Además, el 60% de los niños dijeron que preferirían tomar VESIP en lugar de ser entrevistados por un adulto sobre sus respuestas a las situaciones sociales.

Los autores notaron que VESIP puede tener varias ventajas sobre otras medidas de SIP para los niños con TEA. En este estudio, VESIP fue fácil y agradable de usar para los niños, y se pudo completar con relativa rapidez. A diferencia con otras evaluaciones, el VESIP no depende de profesionales capacitados para administrar o calificar, y puede ser administrado a través de la web. Además, los niños con capacidades limitadas del habla  o de leer aún pueden interactuar con VESIP usando señales visuales, instrucciones habladas, y la interfaz de la computadora. Finalmente, el VESIP puede medir efectivamente a múltiples componentes de SIP, incluyendo la interpretación del niño de las intenciones de la otra persona, las metas interpersonales, y soluciones preferidas para una situación de conflicto.

Según los autores, los médicos pueden querer combinar VESIP con calificaciones tradicionales de los padres o maestros sobre el comportamiento de los niños a fin de obtener una imagen más completa de los procesos mentales del niño, así como su comportamiento en entornos del mundo real. El VESIP y otras evaluaciones de SIP pueden ser útiles para los educadores y terapeutas para identificar a los niños con o sin TEA que están a riesgo de tener dificultades sociales, como hacer amigos, agresión, o convertirse en sujetos de intimidación, y proporcionar el apoyo instructivo o emocional más apropiado. Dichas evaluaciones también pueden ser útiles para la evaluación del impacto de programas de capacitación en habilidades sociales.

Para Obtener Más Información

Impacto, una publicación de El Centro de Investigación y Capacitación sobre la Vida Comunitaria, dedicó un número especial a Apoyar el Éxito en la Escuela y Más Allá para los Estudiantes con Trastornos del Espectro Autista (en inglés). Entre los artículos en este número se encuentran Diez cosas que cada niño con autismo desea que usted conozca y Enseñando las habilidades sociales a los estudiantes en el espectro autista.

Se están haciendo más investigaciones y desarrollo en la realidad virtual y aumentada en la comunidad de concesionarios de NIDILRR. Explore los proyectos actuales y completados que están a la vanguardia de esta tecnología (en inglés) en la Base de Datos del Programa de NIDILRR en el sitio web de NARIC.

Para Obtener Más Información Sobre Este Estudio

Russo-Ponsara, N., McKowan, C., Johnson, J., Russo, J., Crossman, J., y Reife, I. (2018). El entorno virtual para el procesamiento social: Evaluando a los niños y con trastornos del espectro autista (en inglés). Investigación de Autismo, 11, 305-317. Este artículo está disponible en la colección de NARIC bajo el Número de Acceso J779594 y solo está disponible en inglés.

Los investigadores continúan desarrollando y probando VESIP en asociación con escuelas en todos los Estados Unidos. Las escuelas socias tienen acceso al instrumento de evaluación sin costo, con instrucción y apoyo técnico, para administrar VESIP a estudiantes en desarrollo general en los grados entre 3 y 7. Para obtener más información sobre esta fase del proyecto y cómo participar, comuníquese con el Investigador Principal, Nicole Russo-Ponsaran, PhD (nicole_russo@rush.edu, 847/763-7927) o la Coordinadora del Estudio, Irene Wu, MS (irene_wu@rush.edu, 847/763-7988).

Fecha de publicación:
2018-09-26